Resultados de Laboratorio

 

 

La insuficiencia cardiaca se puede evitar


Si no se fuma y hay buen control de enfermedades como diabetes mellitus e hipertensión arterial (presión alta), y se mantienen niveles bajos de colesterol en sangre se puede evitar o retardar el desarrollo de una insuficiencia cardiaca, trastorno que se presenta por la incapacidad del corazón de bombear la suficiente cantidad de sangre al organismo.

Los especialistas mencionan que la insuficiencia cardiaca es ya la más frecuente e importante de entre todas los padecimientos que afectan al corazón. Ello se debe que se han desarrollado mecanismos de diagnóstico y tratamiento más adecuados en la fase aguda de un infarto, y hay mejores esquemas para el manejo de una trombólisis intervencionista. Esta situación permite que el paciente no muera, pero poco a poco se va deteriorando este órgano hasta generar una insuficiencia en su funcionamiento.

Advirten que la insuficiencia cardiaca no manifiesta síntomas en sus primeras etapas sino hasta que ya se ha generado algún padecimiento clínico, por eso hay que prevenirla: si hay hipertensión en la familia es importante tomarlo en cuenta, por la carga genética, o si se sufre de diabetes mellitus, que haya buen control médico.

Comentan que el grado de incapacidad que genera una insuficiencia cardiaca depende del tamaño de la lesión del corazón. Dicen que inicia con la etapa presintomática, cuando se tiene dañada alrededor del 40% de la función, pero se pueden realizar actividades cotidianas como trabajar, acudir a clases, hacer caminata; aunque las restricciones van creciendo hasta que el paciente no puede salir de casa, y no puede comer, bañarse o vestirse, que es cuando se encuentra en la etapa más avanzada, en la cual la mortalidad es de más del 80% en cinco años.

En referencia al colesterol explican que éste es parte de todas las membranas celulares del organismo; y que la grasa es también muy importante en la formación de la estructura de las hormonas, por lo que ambos son esenciales para la vida; así como lo es la sal, las vitaminas, y todos los grupos de alimentos; aunque sólo si se consumen de manera adecuada y se saben combinar los nutrientes.

Por ello recomiendan comer bien, y tener un balance entre vegetales, carnes y frutas. Pero en este país, dicen, existe la costumbre de consumir mucha grasa, y gran parte de la convivencia y celebraciones giran en torno a la comida, sobre todo a platillos como: barbacoa, pancita, menudo, chicharrón, carnitas. Si se consumen estos alimentos no está mal, aclaran; el problema es cuando se ingieren de manera excesiva.

NO OLVIDE CONSULTAR A SU MÉDICO