Resultados de Laboratorio

 

 

Repercusiones de la automedicación


A pesar de las múltiples y constantes advertencias, la mayor parte de la población no tiene una verdadera conciencia de los riesgos que conlleva la automedicación, lo que provoca a veces más problemas que soluciones.

Pero, ¿por qué la gente se automedica?, las principales razones son: por considerar que los síntomas que presenta no son tan importantes para acudir al médico, por creer que están seguros de lo que toman y porque sus recursos económicos no permiten pagar una consulta privada.

Grave problema
La automedicación representa un asunto complejo, y considerado como un problema de salud pública. Los expertos indican que esto se debe a la nula educación médica de la población, por ello se prohibe la venta de algunos medicamentos sin receta médica.

Según estudios, un alto índice de la población se autorreceta. Este tema no se puede tomar a la ligera, ya que los medicamentos tienen efectos secundarios que la gente ignora. Los medicamentos son sustancias que tienen propiedades curativas, pero al mismo tiempo representan importantes riesgos y complicaciones si se utilizan de manera inadecuada.

La automedicación puede generar una serie de alteraciones potencialmente perjudiciales a la salud. En algunas ocasiones los resultados pueden ser fatales, como enmascaramiento de la enfermedad o el desarrollo de cuadros severos de intoxicación medicamentosa, entre otras complicaciones.

Jugando al doctor
Según las cifras, la automedicación se incrementa en época de frío, cuando la gente recurre a antibióticos o antigripales sin mesura, por lo que su venta se encuentra controlada actualmente. La ingesta cotidiana de éstos puede provocar el fortalecimiento de los virus o hacer al paciente alérgico a ellos.

Las personas deben estar conscientes sobre los riesgos que puede haber por esta práctica a la salud. Y es que los únicos facultados para recetar medicamentos son los doctores, quienes conocen el cuerpo humano y han estudiado cómo prevenir, diagnosticar y tratar enfermedades.
Consejos prácticos:

  • No consumir medicamentos que no sean recetados por el médico.
  • Evitar la prolongación de los medicamentos después de los días prescritos por el médico.
  • Evitar recetar medicamentos a otras personas.
  • No guardar medicamentos sobrantes que fueron recetados para enfermedades anteriores.
  • En Hospitales Angeles
    queremos un México lleno de vida.




    NO OLVIDE CONSULTAR A SU MÉDICO